Músculo braquiorradial: Dolores y puntos gatillo

El braquiorradial es un músculo del antebrazo que es responsable, sobre todo, de la flexión del codo. Además, apoya la extensión de la muñeca.

Si se sobrecarga – por fuertes o repetidas acciones de agarrar -, a menudo se generan tensiones y puntos gatillo que llevan frecuentemente a dolores en el codo y el antebrazo.

No obstante, es posible de relajar el músculo y liberarlo de puntos gatillo, a fin de eliminar el dolor provocado del mismo músculo.

Se requiere de sus manos, quizás una pelota para masaje y un poco de paciencia para aprender el automasaje.

1. Zonas de dolor, síntomas y diagnóstico diferencial

1.1 Zonas de dolor

Cuando el braquiorradial se encuentra tenso, normalmente reacciona de manera muy sensible a la presión en el área de su tendón de origen.

Los puntos gatillo, en cambio, pueden transmitir el dolor a la parte inferior del brazo, al codo, al antebrazo y al área entre el pulgar y el índice.

Así contribuye a los dolores siguientes. Siga el link para conocer los demás músculos responsables de esa clase de dolor y para llegar a saber qué puede hacer usted mismo.

Cuanto más oscuro es el rojo en la imagen de abajo, tanto más probable es sentir dolor en la zona marcada si se ubican puntos gatillo en el músculo.

1.2 Síntomas y molestias

Aparte del dolor, es muy frecuente que junto con las tensiones y puntos gatillo se presentan dolor e insuficiencias en cuanto a las acciones de agarrar.

Así le puede suceder que deja caer objetos ligeros inesperadamente.

Eso es señal que algo no va bien con la musculatura y el sistema nervioso.

Ejemplos acciones de agarrar

  • atornillar/desatornillar
  • abrir puertas, en particular con botón
  • giratorio
  • apretón de manos a saludar a alguien
  • sostener una taza

1.3 Diagnóstico diferencial

En muchos casos, los dolores causados por tensiones fuertes o puntos gatillo en el braquiorradial son muy similares a los dolores que se presentan en los diagnósticos siguientes.

Quiere decir que puntos gatillo deberían de ser tomados en consideración en cuanto a los diagnósticos siguientes, y al revés.

  • Codo de tenista (epicondilitis lateral)
  • Síndrome del túnel carpiano
  • Radiculopatía en C5 – C6

2. Origen, inserción e inervación

Para decirlo simple, el músculo se extiende desde el húmero hasta el radio.

En lo siguiente encontrará los términos latinos.

Origen

  • borde lateral del húmero

Inserción

  • processus estiloide del radio

Inervación

  • El músculo es inervado por el nervio radial (lars espinalesresinalesr el nervio ón e inervación

3. Función del músculo

La función principal del braquiorradial es la flexión del codo, en particular en posición de pronación.

Además, apoya la extensión de la muñeca.

La imagen a la derecha muestra la flexión del codo en posición de pronación.

En posición de supinación, la palma mostraría hacia arriba.

4. Sobrecarga y formación de puntos gatillo en el braquiorradial

El braquiorradial se sobrecarga ante todo por acciones fuertes y/o repetidos de agarrar, ya que estabiliza, junto con los demás extensores, la muñeca.

Si estos músculos no fueran activos mientras usted agarra un objeto, siempre se flexionaría la muñeca.

Es decir, los extensores ayudan en mantener la muñeca en una posición neutral.

Cuanto más fuerte es el movimiento, tanto más fuerte tienen que contraerse los extensores, y por lo tanto también el braquiorradial.

Aquí unos ejemplos de los ámbitos cotidianos y del deporte

  • atornillar/desatornillar
  • retorcer toallas mojadas
  • apretón de manos a saludar a alguien
  • trepar
  • ejercicios con pesas
  • tenis – en particular jugar de revés –

5. Palpación

A fin de plpar el músculo, cierra el puño muy fuerte.

Trate de tentar el músculo que se marca en el antebrazo, y sígalo subiendo hasta el codo y el brazo bajo.

6. Músculo braquiorradial: Automasaje

Aquí puede usar una pelota para masaje, el pulgar o el codo.

Recomiendo la técnica de presión-movimiento.

Con la pelota trabajará el músculo durante unas sesiones hasta que ya no esté tan doloroso.

Paso seguido, puede eliminar las demás tensiones con el pulgar.

Normalmente encontrará los puntos más adoloridos en la parte superior del músculo, en particular en la zona exterior del codo.

Anotación: Masajéese regularmente, de preferencia diario hasta que ya no encuentre puntos dolorosos.

Masaje con la pelota para masaje

  • Coloque la pelota en el braquiorradial y apóyese contra la pared.
  • Rodee encima del músculo y busque por puntos dolorosos.
  • En cuanto identifique uno, haga rodar lentamente la pelota encima de él como máximo 15 veces.
  • Proceda de esa manera con cada punto sensible.

El masaje con la pelota queda a nivel superficial y no es tan preciso. Quiere decir que también se masajean los demás extensores.

Pero no hay problema, ya que éstos desarrollan a menudo tensiones y puntos gatillo junto con el braquiorradial.

Pelota de corcho envío internacional

Pelota de corcho en Amazon (ES)

Técnica de presión-movimiento

  • Busque de nuevo por puntos dolorosos en el músculo. Sólo que esta vez con el pulgar.
  • En cuanto haya encontrado uno, oprímalo para después flexionar y extender la muñeca aproximadamente 20 veces.
  • Concéntrese sobre todo en las secuencias de movimiento más dolorosas.
  • Con el pulgar es posible de ejercer mucha presión en el músculo.
  • Tómese su tiempo y observe cómo reacciona su cuerpo al masaje y aumente la presión gradualmente en el transcurso de las sesiones siguientes.

Además, recomendaría de apoyar el pulgar con el índice durante el masaje, a fin de no sobrecargarlo innecesariamente.

Bibliografía

  • Calais-German, Blandine. Anatomy of Movement. Seattle: Eastland Press, 1993. Print
  • Davies, Clair, and Davies, Amber. The Trigger Point Workbook: Your Self-Treatment Guide For Pain Relief. Oakland: New Harbinger Publications, Inc., Print
  • Simons, David G., Lois S. Simons, and Janet G. Travell. Travell & Simons’ Myofascial Pain and Dysfunction: The Trigger Point Manual. Baltimore, MD: Williams & Wilkins, 1999. Print.
  • Schünke, Michael., Schulte, Erik, and Schumacher, Udo. Prometheus: Lernatlas der Anatomie. Stuttgart/New York: Georg Thieme Verlag, 2007. Print